17 de mayo: Día mundial de Internet

En 2005, en el marco de la Segunda Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información en Túnez, se propuso conmemorar el 17 de mayo como el día mundial de Internet. No obstante, la Asociación de Usuarios de Internet e Internet Society habían sido quienes, poco tiempo antes, comenzaron a celebrarlo en España, lo que provocó la convocatoria a una cumbre.

Aquí en Argentina comenzó a celebrarse a partir de 2007. Desde entonces, el festejo ha adquirido cada vez mayor relevancia, y en línea con la conmemoración de ese día, y en el transcurso de la semana del 17 de mayo, se lleva a cabo el “hot sale” de descuentos y promociones en compras via Internet.

 ¿Qué es Internet?

Internet puede definirse como un conjunto descentralizado de redes de comunicación interconectadas. Son muchas redes conectadas entre sí que no dependen de una red o servidor madre. Esto permite que ante cualquier inconveniente en alguno de  sus nodos, la información tome otro camino para llegar a su destino y no se pierde en su ruta. Esta definición puede parecer compleja, pero es  importante que sepamos que Internet tal y como la conocemos hoy en día se basa  en la idea técnica de una arquitectura abierta  -que permite añadir, modernizar o cambiar sus componentes-  donde no existe un solo punto que centralice la información.

Para que podamos comunicarnos y utilizar esta red se hace necesario la creación de protocolos. Los dispositivos que se conectan a Internet pueden comunicarse entre sí gracias al uso de un lenguaje común: el protocolo TCP/IP.

¿Cuándo nace Internet?

Durante sus primeros años, Internet se desarrolló gracias a los esfuerzos entrelazados, pero independientes, de varios sectores en Estados Unidos. Originada durante la “Guerra Fría”, es financiada por el sector militar estadounidense.

1969 es el año en que ARPANET, una red de investigación formada por cuatro universidades conectadas entre sí, con el objetivo de un mejor y más rápido acceso a datos, realizó su primera conexión y se convirtió en la base de Internet. En términos técnicos, para contar la historia de Internet hay tres hitos en la evolución de la tecnología que permitieron llegar a Internet tal como lo conocemos hoy:

  1. Década del 60: la invención de la conmutación de paquetes que facilita el envío de paquetes de datos.
  2. Década del 80: el desarrollo del protocolo TCP/IP que permite que los dispositivos hablen el mismo idioma.
  3. Década del 90: se inventó el HTML (lenguaje estándar para crear sitios web) y el HTTP (que permite la comunicación de los navegadores y servidores web), que sentaron las bases para la World Wide Web (www).

 

Derechos humanos en Internet

En el contexto actual la mayoría de los procesos de la vida cotidiana están mediados por Internet. Las actividades comerciales, el ocio y entretenimiento, la investigación y el estudio adquieren otras dimensiones a partir del uso masivo de esta red de redes. Si bien esto trae aparejado beneficios sociales, económicos y ofrece oportunidades sin precedentes para el desarrollo de los derechos humanos, también arrastra consigo violaciones a estos derechos. Es por esto que debemos recordar que los derechos humanos son inherentes a toda persona, universales, inalienables e indivisibles y como t ales deben ser garantizados siempre. Esto significa que tampoco puede haber una división  entre el plano online  -lo digital-  y offline -lo analógico - cuando se trata de los derechos de las personas. Internet debe ser un espacio que garantice y ofrezca oportunidades  para el desarrollo de los derechos humanos.

¿Por qué es importante la protección de datos personales en Internet?

Como vimos anteriormente, la protección de datos personales y la privacidad son derechos garantizados en nuestro país por diversas leyes, la Constitución Nacional y tratados de derechos humanos. Al ser un derecho humano, este también debe ser respetado en Internet. En sus comienzos, Internet se utilizaba, básicamente, para buscar información y para enviar y recibir correos electrónicos. No mucho después, el uso de blogs, el pago de cuentas online, la oportunidad de subir fotos y compartir información personal en redes sociales, se volvió esencial para el desarrollo de la Red. Esta posibilidad de publicar y hacer circular contenido de todo tipo generó un verdadero cambio en las prácticas sociales y, por supuesto, en la protección de datos personales. En este contexto, se vuelve necesario contar con información y herramientas para proteger nuestros derechos.

 

Para más información sobre uso seguro de Internet, podés ver nuestra guía de derechos